Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia de navegación. Si continuas navegando, consideramos que aceptas el uso de cookies.

Más información Aceptar
x

La Puerta secreta del Eden

El audio empezará en pocos segundos...

Audio no disponible. Inténtalo más tarde.

Publicado en el Podcast Viernes Criminal, en Misterio y otras realidades
 2
 6
Explícito 05/04/2013

EDÉN (Placer). 1. Región en la que el Creador dispuso un parque o jardín como hogar original para la primera pareja humana. El que se diga que el jardín est... aba “en Edén, hacia el este”, debe indicar que ocupaba solo una porción de la región llamada Edén. (Gé 2:8.) Sin embargo, después se le llama “el jardín de Edén” (Gé 2:15), y en textos posteriores se le denomina “Edén, el jardín de Dios” (Eze 28:13) y “el jardín de Jehová”. (Isa 51:3.) La Versión de los Setenta tradujo la palabra hebrea para “jardín” (gan) por la palabra griega pa?rá?dei?sos. A este hecho se debe la asociación de la palabra española “paraíso” con el jardín de Edén. Génesis 2:15 dice que “Jehová Dios procedió a tomar al hombre y a establecerlo en el jardín de Edén”. Estas palabras no significan que la creación del hombre se efectuó fuera del jardín, sino simplemente que Dios ‘tomó’ al hombre en el sentido de que lo formó y creó de los elementos de la tierra, y luego lo dejó en el jardín en el que tendría que vivir. La asignación de trabajo del hombre era cultivar y cuidar del jardín. Entre los árboles y las plantas de Edén se hallaban todas aquellas especies que embellecían el paisaje, así como las que proveían alimento en amplia variedad. (Gé 2:9, 15.) Este hecho por sí solo indica que el jardín debió tener una extensión considerable. Existía una gran variedad de vida animal en el jardín. Dios puso ante Adán “todos los animales domésticos y [...] las criaturas voladoras de los cielos y [...] toda bestia salvaje del campo”, y una de las primeras tareas de Adán consistió en poner nombre a todos ellos. (Gé 2:19, 20.) Las aguas del río “que procedía de Edén” regaban el suelo de Edén. (Gé 2:10.) El hecho de que el hombre estaba desnudo permite suponer que el clima era templado y agradable. (Gé 2:25.)
Rating: 3.07

Comentarios

Por decisión del propietario de este podcast, este audio no acepta comentarios anónimos.
Regístrate en iVoox para comentarlo.

Anónimo Un audio estupendo

01/03/2014 a las 19:22

Anónimo Un audio estupendoo

01/03/2014 a las 19:22

Más audios del Podcast Viernes Criminal
Suscribirse al Podcast

Ver todos los audios de Viernes Criminal

Más audios relacionados de
Misterio y otras realidades

Ver todos los audios de Misterio y otras realidades
Subido por Misterio Con Mayusculas

 Seguir
Este audio le gusta a: 6 usuarios
x

Escucha este audio desde tu Smartphone